¿Por qué es importante poseer una alta autoestima?

Nuestra autoestima afecta a todos los aspectos de nuestra vida: nuestras relaciones con nuestra familia, pareja, amigos, nuestras relaciones profesionales, nuestro nivel de confianza en nosotras mismas, nuestro éxito profesional, nuestra felicidad, nuestra paz interior, nuestra conexión con nosotras mismas y el éxito que deseamos alcanzar en el futuro.

 

Las personas con baja autoestima son muy propensas a tomar decisiones equivocadas en el momento de elegir a sus parejas, socios, trabajos, etc. Están menos motivadas y tienen menos probabilidades de alcanzar sus metas, y su rendimiento a nivel general es bajo. Si llegaran a lograr sus metas y tener éxito, no los pueden disfrutar realmente. Su constante necesidad de aprobación los hace muy dependientes de las opiniones de otras personas, y constantemente sienten que son víctimas de las circunstancias. Por lo general, son muy duras con ellas mismas y no llevan bien las críticas. La baja autoestima pudiera causar ansiedad, depresión, insomnio, sensación de cansancio, entre otros síntomas.

 

Por supuesto, estoy hablando en términos generales, ya que cada una de nosotras somos diferentes y debemos realizar una evaluación individual, pero esas son algunas de las características que comúnmente aparecen en las personas con baja autoestima. 

 

Las personas con alta autoestima, por otro lado, tienen confianza en sí mismas. Se permiten cometer errores sin sentirse culpables por ello. Siempre están buscando nuevas formas de aprender y oportunidades de crecimiento. Se consideran valiosas, incluso cuando son criticadas, y tienen una actitud positiva hacia sí mismas y hacia los demás. No se sienten incómodas al admitir sus errores o debilidades. 

 

Básicamente, tener una autoestima saludable significa ser feliz contigo misma y realmente permitirte creer que mereces las cosas buenas que la vida tiene para ofrecerte. 

 

Si hacemos un esfuerzo y le dedicamos el tiempo para trabajar en nuestra autoestima, los beneficios que obtendremos serán maravillosos, como por ejemplo: Una mayor confianza en nosotras mismas, mejores relaciones personales y profesionales, hacer las paces con la vida, un incremento en nuestra vitalidad y energía, etc. Como tu autoestima ya no proviene de la aceptación y aprobación de los demás, te darás cuenta de que te sientes más segura al momento de tomar tus propias decisiones, lo cual te llevará también a expresar libremente tus pensamientos, sentimientos, valores y opiniones, independientemente de lo que otros opinen. Podrás enfrentar mejor las dificultades que se te presenten en tu vida, y manejar de manera más efectiva la ansiedad, la depresión, etc. Simplemente, podrás experimentar más felicidad,  y disfrutar las diferentes áreas de tu vida. Suena ¡excelente!, ¿Cierto? Entonces, ¡no esperes más! ¡Comienza a trabajar en aumentar tu autoestima, tú lo mereces!

Laura.

Comparte

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on telegram
Telegram
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on email
Email

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Post relacionados

Ir arriba