Bienvenido a un espacio para conectarte con tus seres queridos.

Tips para tener una excelente sesión de Médium

abril 14, 2023

Perder a un ser querido nunca es fácil. Desearía que hubiera una fórmula mágica especial que pudiera compartirte, que eliminara el dolor que tienes en tu corazón, pero lamentablemente no la tengo. Pero lo que sí puedo decirte es lo sanador que puede ser el conectar con tu ser querido fallecido.

Como ya sabes soy una médium y los médiums tenemos la habilidad de conectarnos con el mundo espiritual, recibir los mensajes de los espíritus y transmitirlos a sus seres queridos que se encuentran aquí en el mundo físico. Realmente es una experiencia mágica, la cual te permite poder escuchar de tu ser amado una vez más.

Si estás pensando en tener una sesión con un médium (conmigo o cualquier otro), aquí tienes algunos consejos para que puedas tener la mejor experiencia posible:

Sé paciente y comprensivo

Un médium psíquico, también conocido como médium espiritual o simplemente ‘médium’, actúa como un puente entre el mundo físico y el mundo espiritual. Esta conexión requiere de mucha energía del médium, ya que los espíritus existen en un nivel completamente diferente al nuestro y además ellos tienen una frecuencia mucho más alta que la nuestra.

Somos llamados médium porque para poder conectar con los seres queridos fallecidos, necesitamos elevar nuestra frecuencia vibratoria para encontrarnos con la energía del espíritu en un punto intermedio. El hacer la conexión y sobretodo mantenerla durante un período de tiempo específico, requiere mucho de nuestra concentración y energía, lo cual nos desgasta mucho mental y físicamente.

Los médiums verdaderos no sólo llegamos a conectar con el mundo espiritual, sino que también transmitimos mensajes entre los “dos mundos” por llamarlos de alguna manera (el mundo espiritual y el físico). Luego tenemos que interpretar los significados de estas conversaciones para poder transmitirlo a nuestro cliente.

Te pido que seas paciente con el médium durante una sesión, puede ser que te parezca que estamos “tardando demasiado” o que estamos estancados.

Pero es importante que sepas que estamos tratando de hacer lo mejor posible mientras mantenemos la conexión, recibimos la información, la procesamos y la transmitimos de la mejor manera posible.

Un médium sobrecargado o abrumado no es nada bueno para la sesión. Nos dejaría abiertos a otros espíritus, lo cual haría que comenzáramos a pasar mensajes de otros espíritus que no tienen nada que ver contigo.

También podría interesarte: Perdonar es un acto de amor por ti

Mantén una mente abierta durante toda la sesión

Durante una sesión las energías espirituales son las que están en control en cuánto a quién se va a comunicar o quién se comunica primero y quién después. Esto significa que aunque quizás tú quieras hablar con tu esposo primero, tu padre u otro familiar fallecido, puede insistir en hablar primero. Por eso, es importante mantener la mente abierta durante la sesión y siempre recordar que se va a comunicar aquel ser querido que necesite transmitir un mensaje.

Sé que puede ser frustrante si el médium transmite información de un miembro de la familia que nunca conociste en lugar de la persona a la que intentas contactar, pero es importante que sepas que esta realidad está más allá del control de nosotros los médiums.

Lo más seguro es que sí podamos comunicarnos con quien tú quieres contactar, pero tenemos que esperar primero, a escuchar lo que el otro espíritu quiere transmitir. Muchas veces estos espíritus puede ser que hayan fallecido de manera rápida y no pudieron despedirse o tienen algún mensaje relevante que realmente quieren transmitir.

Puede ser que mencionen nombres o información que no tiene sentido para ti, pero podría deberse a que ese espíritu está desesperado por comunicarse.

Estos espíritus están aprovechando esta oportunidad para comunicarse. No te apresures a juzgar al médium por transmitir esta información, incluso si no es valiosa para ti, porque puede ser que tu vayas a ser el mensajero que va a transmitir ese mensaje a alguien más.

También te sugiero que tomes notas durante la sesión, ya que el médium puede ser que diga cosas que no tienen sentido en ese momento, pero que lo tendrán más adelante.

No interrumpas ni distraigas al mediúm

Durante una sesión, el médium utiliza su energía para interpretar las palabras o sonidos que escucha y los símbolos que ve y en mi caso, también los sentimientos y emociones que percibo. Nosotros tratamos de que los mensajes que transmitimos tengan el mayor sentido posible antes de pasar estos mensajes. Hacer esto ya es bastante difícil de hacer, pero es aún más difícil si las personas interrumpen o nos distraen.

Está bien hacer preguntas durante la sesión, pero por favor, espera a que el médium no esté en medio del proceso de “recibir información” de parte de las energías espirituales. Para poder conectarnos con los espíritus de los seres queridos fallecidos, necesitamos darles toda nuestra atención a ellos. Hay veces que los mensajes fluyen y ellos se comunican de manera clara y directa, pero la mayoría de las veces no es tan fácil, los mensajes pueden ser vagos, confusos y difíciles de descifrar. Hay veces que tenemos que entender lo que ellos están tratando de decir, como si fuera un rompecabezas que tenemos que darle forma y descifrar.

Mi recomendación es que le digas al médium que quieres hacer preguntas y éste te dirá cuando es el mejor momento. En mi caso, yo siempre les digo a mis clientes como 10 o 15 minutos antes de que se termine la sesión que si tienen alguna pregunta, ese es el momento de hacerlas.

Entiende que a veces los espíritus no están disponibles

Hay momentos en que nosotros los médiums no podemos conectarnos específicamente con el espíritu que se quiere conectar y esto está fuera de nuestro alcance. Recuerda como lo mencioné antes, los espíritus son los que están en control de quién se comunica y quién no. Me imagino que debe haber muchas razones por las cuales esto sucede y no estamos al tanto de saberlas todas, lo que sí sabemos es que puede ser que el espíritu no esté disponible en ese momento, que el espíritu no sepa cómo comunicarse con el médium (esto muchas veces se puede solucionar durante la sesión), que haya otro espíritu que necesita comunicar un mensaje más urgente o quizás el espíritu ya no se encuentra en el mundo espiritual porque ya reencarnó. Siendo éste último menos probable.

También puede suceder que el médium no esté teniendo un buen día, recordemos que los médiums también somos humanos y así como tú, tenemos días buenos y otros días no tan buenos. O simplemente no nos sentimos bien, estamos enfermos, etc. Cuando yo tengo uno de estos días, donde sé que no puedo dar lo mejor de mi, lamentablemente tengo que cancelar las sesiones que haya tenido programadas y reprogramarlas para otro día. Yo sé cuán importante es para mi cliente el que tengamos una sesión y creeme que para mi también lo es, por eso prefiero cancelar y cambiarlas para un día donde yo pueda dar lo mejor de mi.

Si esto llegara a suceder con la cita que tienes programada con un médium, no te desanimes ni te frustres. Sé lo decepcionante que puede ser, especialmente si es la primera vez que consultas con uno. Lo mejor que puedes hacer es mantener una actitud positiva, agradecer al médium su sinceridad y honestidad (ya que prefiere perder ese día de citas y programar para otro día, en vez de atenderte aún sabiendo que no está en su mejor momento) y recordar que las cosas siempre suceden por alguna razón.

También podría interesarte: Leer: ¿Podemos comunicarnos con seres queridos fallecidos?

Laura Soca

Para finalizar …

Aunque tú no seas un médium y puedas “recibir” los mensajes de tus seres queridos fallecidos en espíritu tan claro como lo puede hacer un médium, es importante que sepas, que puedes hablarles y ellos sí pueden escucharte a ti.

Háblales, dile todo aquello que quieras decirles, diles que estás pensando en él/ella. Diles cuantos los quieres y extrañas, exprésales tus sentimientos. Pídeles que te envíen una señal y sé específica con tu solicitud. Puedes decirle algo como “Envíame una mariposa” o “Ponme tu canción favorita en la radio”.

Cuando ves una señal que te están enviando tus seres queridos fallecidos, respondiendo a tu solicitud, es una sensación ¡increíble!

Una sesión con un médium puede ayudarte en tu proceso de duelo, traerte sanación y tranquilidad al saber que se encuentran bien y sobre todo una gran sensación de paz.

Luz y Amor,

Laura

En esta entrada:

Comparte en:

Facebook
Twitter
LinkedIn
Pinterest
Telegram
WhatsApp
Email

2 comentarios

  1. Me encanta tu contenido ojala pueda algún día ser como tu o parecido gracias por esta oportunidad tab grandiosa que siempre he anhelado 🙏Dios te bendiga

Deja una respuesta

Entradas relacionadas

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos y para fines de afiliación y para mostrarte publicidad relacionada con sus preferencias en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación. Contiene enlaces a sitios web de terceros con políticas de privacidad ajenas que podrás aceptar o no cuando accedas a ellos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad